viernes, 15 de abril de 2011

COACH CARTER: Resumen y reflexión.




El protagonista de esta película, el señor Carter, desde mi punto de vista, posee un gran espíritu por la enseñanza y entrenamiento del deporte del baloncesto frente a adolescentes con una disciplina no muy positiva.
Este hombre, posee la valentía y la ilusión de entrenar a un equipo, compuesto por alumnos de un instituto bastante conflictivo. A él, eso le da igual, tiene empeño en entrenar a ese equipo y acepta la proposición como un reto personal.
Creo que la vocación que posee esta persona es admirable, ya que por un sueldo miserable, pone todo su empeño para sacarlos adelante y hacer de ellos unos buenos alumnos y deportistas.
En la primera reunión, propone a cada familia firmar un contrato para que los jóvenes puedan formar parte del equipo, en el cual se aceptan condiciones tanto deportivas como académicas impuestas por el entrenador.
El entrenador da gran importancia al rendimiento académico de estos alumnos, ya que para él son ESTUDIANTES-DEPORTISTAS, siendo el primer adjetivo más importante que el segundo. No quiere que estos alumnos dejen de lado sus estudios por la práctica del baloncesto, les motiva y trabaja con ellos exigiéndoles el máximo rendimiento en ambos ámbitos. Sobre todo a su hijo, que quiere jugar en el equipo que él entrena y debe cumplir unas reglas mucho más estrictas que el resto.
El entrenador pide informes sobre todos sus jugadores para estar al corriente de su rendimiento académico, teniendo influencia negativa en los entrenamientos y partidos del equipo, si no se rinde adecuadamente en lo que a lo académico se refiere en el instituto.
Este entrenador, además de trabajar como tal, es padre, y ve a los jugadores como si fuesen sus hijos, se interesa por su vida académica y por su futuro laboral.
En los primeros entrenamientos adopta una actitud muy seria y estricta, en la cual trabajan sobre todo la Condición Física.
Me parece muy importante el adoptar esta actitud con alumnos problemáticos estos días, y poco a poco, ir estrechando lazos e ir mostrándoles que no se es tan serio como parece. Pero, desde mi punto de vista, los primeros días a la hora de trabajar con adolescentes son vitales, y no debemos dar una imagen poco seria ya que sino en el futuro pueden dejar de respetar nuestro trabajo.
En los entrenamientos va “acercándose” a sus jugadores y haciendo que la relación sea cada vez más de confianza entre ellos. A la hora de trabajar las técnicas o tácticas, lo hace, haciendo referencia a nombres de su familia (hermanas y ex novia) para que estos puedan asociarlas a la historia y comentarios que le hace sobre esa persona. De esta manera, los jugadores, no olvidarán las tácticas preparadas y las identificarán adecuadamente.
Poco a poco va motivando a sus jugadores y vemos en el desarrollo de la película como la relación entre ellos va mejorando poco a poco, y llega a ser bastante amistosa, pero en los entrenamientos, todos saben a lo que van y cómo deben trabajar.
Tras los buenos entrenamientos y la buena disciplina van obteniendo poco a poco cada vez mayor número de victorias en los partidos de baloncesto. Los jugadores son conscientes de que su trabajo tanto en las aulas como en los entrenamientos tiene su resultado y recompensa positiva. Esto les hace estar más motivados, sentirse valorados, y sentirse que forman parte de un buen equipo.
En una fiesta en la cual están invitados los jugadores del equipo, aparece el entrenador en la fiesta para ir a buscar a sus jugadores y que sean responsables con sus actos y serios con su trabajo de los entrenamientos.
El entrenador hace una reunión con todos los jugadores y les hace reflexionar sobre los fallos que han cometido hasta ese momento. Decide cerrar el gimnasio hasta que TODOS los jugadores cumplan los contratos, lo que conlleva una asistencia regular a las clases y unas buenas calificaciones. Algunos de ellos, han cumplido, pero son un equipo y deben de ser TODOS los que cumplan las condiciones.
Llega un momento que los alumnos se enfadan los unos con los otros, ya que algunos no han cumplido el contrato y por su culpa no pueden entrenar.
La Directora del centro escolar no está de acuerdo con la filosofía que posee el señor Carter y pone en duda su trabajo.
Los entrenadores ven al señor Carter como alguien que se hace famoso a través de los medios de comunicación. Él les argumenta el que no únicamente es eso lo que desea, sino que trabaja y adopta esa posición para que obtengan un buen futuro tanto a nivel deportivo como académico. Les hace marcharse a casa, y preguntarse por sus vidas, por las de sus padres y sobre su futuro, prometiéndoles que hará todo lo que pueda para “llevarles” a la Universidad y a una vida mejor.
Todo el mundo se pone en contra de él y no creen que haya tomado la mejor decisión.
Un antiguo compañero de los jugadores y antiguo jugador del equipo quiere volver a formar parte del equipo y trabaja duro para demostrar al entrenador que puede con todo lo que se proponga.
El entrenador quería cambiar a un grupo especial de jóvenes, si votan por acabar con el cierre del gimnasio, el señor Carter informa que demitirá. Hacen una votación y por mayoría (cuatro a dos) sale que se debe acabar con el cierre del gimnasio.
La directora del centro una vez tomada tal decisión, intenta convencerle para que se quede con el equipo de baloncesto. Él le contesta con esta frase:
“La Junta ha enviado un mensaje muy claro. Ganar partidos es mucho más importante que sacar buenos resultados e ir a la Universidad. Lo siento, no puedo apoyar ese mensaje.”

Cuando el entrenador abre el gimnasio, ve a sus jugadores estudiando en el gimnasio. Todos se han aliado para tomar la decisión de estudiar. Uno de los jugadores le agradece delante de todos el haberle salvado la vida por dejarle volver a entrar en el equipo.
Una vez recibe los resultados académicos con unos resultados mucho mejores, vuelven a jugar y a retomar los entrenamientos.

El entrenador les comunica un día, que les toca jugar contra el equipo mejor de todo el Estado. Pierden el partido con un marcador de 68-70.
“Han logrado la victoria en su interior y estoy muy orgulloso de ustedes. Hace cuatro meses tenía un plan y mi plan ha fallado. Vine a entrenar a jugadores y se han hecho estudiantes. Vine a entrenar a niños y se han hecho hombres. Y por eso les doy las gracias…”
El entrenador se siente orgulloso de ellos por su evolución y ellos se sienten muy animados. Les da la enhorabuea, les felicita y les comunica que se siente muy orgulloso de su equipo.
Los jugadores salen del vestuario, todos vestidos con traje y corbata como por ello había luchado y como eso estaba establecido en el contrato firmado.
A pesar de la derrota, se les ve contentos, animados, orgullosos de su trabajo, de su equipo, de sus compañeros y de su entrenador.
Viendo esta película, finalizaré mi comentario con una pregunta un poco filosófica….
¿Cómo puede ser tanta la influencia mediante la manera de comportarnos con nuestros jugadores o alumnos, para hacerles cambiar su actitud y su manera de ver la vida?

7 comentarios:

  1. Cuando se lidera desde la transformación y la inspiración se pueden lograr cambios positivos en el equipo, llevando a estos desde su zona de confort a su máxima potencia como equipo, creando seguidores, formando nuevos líderes.

    ResponderEliminar
  2. muy buen aalisis me parece bien que despues de la derrota se sientan orgullosos de su trabajo

    ResponderEliminar
  3. gracias por hacerme el trabajo crack ;)

    ResponderEliminar
  4. muy buena !
    pero .... una pregunta ?
    ¿Qué pasaría si los chicos no le hubiesen echo caso al entrenador ?

    ResponderEliminar
  5. muy buena !
    pero .... una pregunta ?
    ¿Qué pasaría si los chicos no le hubiesen echo caso al entrenador ?

    ResponderEliminar